Jump to content

Mirando la Gran Mancha Roja... DE DIA!


Mariano Ribas

Publicaciones recomendadas

Buen día, el Sol ya salió hace un buen rato en esta hermosa pero fría mañana dominguera. Estuve observando Júpiter por más de 3 horas, con algunos intervalos para refugiarme del frío, tomar mate, cambiar pilas de la máquina.

Pero lo que les quería contar, puntualmente,es algo que me pasó hace un ratito, ya con el Sol apenas asomado. Y me dejo pensando: hace más de 20 años que observo el cielo, y vi de todo. Tuve experiencias absolutamente impactantes y diversas. Y algunas, totalmente olvidables, claro. Pero lo que me acaba de pasar es algo que me confirma que en la astronomía siempre hay cosas nuevas. Experiencias nuevas. Insólitas, si quieren...

Voy al grano: me quedé con Júpiter desde las 5 y pico de la mañana. Y a eso de las 6 y monedas, noté que la Gran Mancha Roja comenzaba a asomar en un costado. Al rato, ya se la veía mejor. Estaba sacando fotos, y dije: "vamos a seguir hasta que aclare..." La mancha avanzaba de a poco en el disco joviano. Y de pronto, vi que aclaraba. Eran más de las 7. Y seguí. Y seguí. El cielo ya estaba celeste y Jupiter se veía de a momentos muy nítido. Ah, si! : el telescopio... estaba usando el reflector de 200 mm.

Termino: salió el Sol. Eran las 8. Jupiter se veía aun a simple vista por encima de la Luna. Y por el telescopio, estaba bárbaro. Con la GMR transitando! Perfecta. Nítida. A las 8.15 seguía pegado al telescopio. Y tirando fotos. El Sol brillaba con todo entre unos techos cercanos. Y la GRM se seguía viendo en el ocular. Clavada en el centro de Júpiter. Y huérfana del Cinturón Ecuatorial Sur que ya no está.

Rara experiencia. Hermosa experiencia. Astronomía viva.

Sólo eso. Todo eso. Y se los quería contar. Un abrazo :D

Enlace al comentario

Mariano

Muy interesante tu relato.-

No imaginaba que fuera posible observar a Júpiter a esa hora, con cielo celeste y sol.-

Mi poca experiencia en observación astronómica diurna se limita a la luna (varias veces la observé con distinta suerte, a diversos horarios del día) y, eventualmente, a Venus, al atardecer, con un cielo todavía claro, pero no mucho más.-

Es cierto que la astronomía siempre depara sorpresas.-

Te mando un saludo.-

Cristian.-

Enlace al comentario

Estimado Mariano, gracias por compartir este relato, realmente debe haber sido maravilloso, aunque esa palabra queda chica...hay cosas que son indescriptibles. Yo, lamentablemente me lo perdi (ayer por la mañana deje mi teles para realizar cambio de focuser, asi que estare de abstinencia por unos dias).

Felicitaciones Mariano y gracias nuevamente por compartir el relato. Y subite alguna foto cuando puedas!!!!

Abrazo

Carlos Di Nallo

Docente Curso Astrofotografia I

Enlace al comentario

que bueno, yo estobe viendo tanbien a jupiter hoy a la madrugada pero como un huevon a las 6 levante campamento y me perdi la gran mancha roja, cuando he visto jupiter ya casi de dia, gana demasiado brillo y no veo ningun detalle, usaste algun filtro?

Juan

Enlace al comentario

Qué bueno lo que comentás Mariano! Hace unos años la mejor vista, la más nítida la obtuve precisamente en un atardecer invernal en el que tuve una ventana de transparencia inigualable. Veo que a pesar de tu nuevo amor (el refra 1201000) seguís con el 8" despuntando el vicio :mrgreen:

Respecto a la inquitud de cpr, los planetas brillantes pueden ser vistos con telescopio siempre que sepas dónde ubicarlos. Te sorprendería saber que muchas veces, suelen verse mejor que en varias sesiones nocturnas :wink:

De más está decir que JAMAS debe probarse la experiencia con planetas como Venus o Mercurio sin la debida experiencia y conocimientos dada su cercanía al Sol.

Enlace al comentario

Me gustó mucho tu relato Mariano. Me asombra un poco que llegaste hasta esas horas de la mañana observando el planeta en el ocular y con el Sol ya encendiendo el cielo.

Recuerdo haber observado Júpiter al atardecer y con mucha claridad un par de veces y como bien menciona Marcos, se puede apreciar mejor ciertos detalles.Debe ser una tema de contraste con el cielo y brillo, supongo.

Coincido en que si hay algo que tiene la Astronomía, es que no deja de sorprenderme y de redireccionar mi mirada una y otra vez a lo largo del tiempo.

Gracias por compartir esta historia.

Un abrazo y buenos cielos

Enlace al comentario

Gracias, amigos, me alegro que les haya gustado el relato.

Marcos: tal cual, por mas que mi amor actual sea el refractor de 120 mm, siempre se vuelve a la potencia de un reflector de 200 mm.

Clari: me sintonizaste perfecto.

Un abrazo

Enlace al comentario

Tuve la suerte de asistir al encuentro de la AAVSO que se hizo en Valle Grande, Mendoza. Ahi veo al amigo Brasileño Alexandre Amorim mirando con unos enormes binoculares el cielo. Hasta ahi todo normal, salvo que eran las 12 del mediodia! Cuando le pregunto que estaba mirando me dice que a Venus mientras se corre ofreciendome mirar, y en efecto se apreciaba el planeta en cuarto creciente sobre el fondo celeste!

Una experiencia increible, pero hay que tener muchismos recaudos ya que casi siempre se observa muy cerca del sol. El amigo Alexandre tapo el sol poniendose al reparo de un alero, asegurandose asi de no apuntarle por error.

Saludos,

Gaston.

Enlace al comentario

Hola Mariano!

Qué gran relato el tuyo!! todo un testimonio para aquellos que se las pasan diciendo que somos bichos de la oscuridad jajaja!!!. Se nota por lo que contás que te asombraste que a las 8 de ma mañana aún vieras detalles finos en Jupiter! con el sol pasandole la escoba a las sombras de la noche.Por favor, si tenés la fotos subilas plis.

Enlace al comentario

Hola Gasty qué buena la anécdota que contás y está bueno que aclares también las precauciones que tomó Alexandre para observar Venus así. Debe haber sido impresionante.

Recordás con qué binoculares estaban observando? --> 20x80?

Un abrazo

Enlace al comentario
Invitado
Este tema está cerrado a nuevas respuestas.
×
×
  • Crear nuevo...